Felicitamos a la empresa PS ANESTHESIA por este logro empresarial, ejemplo de conjunción entre la Indistria y la Universidad.

Felicitamos a la empresa PS ANESTHESIA por este logro empresarial, ejemplo de conjunción entre la Indistria y la Universidad.

la pyme PS Anesthesia formó un consorcio con la Universidad Nacional de La Plata para la fabricación de un kit para la toma y el traslado de muestras. La empresa adaptó su planta, ubicada en la localidad bonaerense de Brandsen, para la iniciativa.

«El abastecimiento nacional de este elemento central para el sistema de salud se convirtió en una prioridad: garantiza la atención correcta, fortalece el testeo y sustituye importaciones. La producción parece sencilla, pero es sofisticada. El hisopo de algodón que se consigue en la farmacia no sirve para hacer PCR», explica Juan Manuel López, gerente general de PS Anesthesia.

En cambio, este se fabrica mediante la técnica de moldeo por inyección. Su diseño consta de un mango ergonómico y un extremo con forma de cucharón de miel (acanalado), que facilita la captura de la secreción de las mucosas.

Asi es el hisopo fabricado por el consorcio PS ANESTHESIA S.A. y la Universidad de La Plata.

La capacidad de producción actual se acerca a 1,4 millón de unidades, pero el objetivo es aumentarla en el corto plazo. El hisopo es la parte más compleja del kit. «Por eso, primero nos abocamos a él y en 45 días aproximadamente comenzaremos a entregar el equipo completo», expresa López.

El consorcio recibió el apoyo de la Agencia Nacional de Promoción de la Investigación, el Desarrollo Tecnológico y la Innovación (Agencia I+D+i), a través del Fondo Tecnológico Argentino (Fontar), mediante un esquema de financiamiento que incluyó un subsidio, en una primera fase, y un aporte reembolsable, en una segunda instancia.

El proyecto ya fue avalado por el Ministerio bonaerense de Producción, Ciencia e Innovación Tecnológica, en el marco de la convocatoria del Programa de Articulación y Fortalecimiento Federal de las Capacidades en Ciencia y Tecnología Covid-19, que impulsa el Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación de la Nación.

La pyme familiar nació en 1989 y emplea a 50 trabajadores. Originalmente, fabricaba elementos para anestesia. Luego, se diversificó y sumó la producción de materiales para diagnóstico médico. «El proyecto no tiene techo porque no hay antecedentes», concluye López.

Fuente: https://www.cronista.com